Lanas teñidas a mano, un placer a la vista y al tacto. Teje con ellas lo que más te guste, desde un jersey a unos calcetines.